fbpx
Categorías
Blog

La importancia de sistemas de ventilación adecuados en residencias de ancianos

Existen edificios y locales que, por sus ocupantes, tienen unas necesidades en sus sistemas de ventilación muy características. Es el caso de las residencias de ancianos, que deben de favorecer la sensación de hogar, reducir la contaminación interior y evitar cambios bruscos de temperatura.

Encontramos una legislación, el RITE (Reglamento de las Instalaciones Térmicas de los Edificios), que dispone todo lo relativo al diseño e instalación de la climatización de estos edificios. Estas normativas que pueden cumplirse con sistemas de ventilación con recuperación, aportando el máximo bienestar y confort térmico a sus habitantes.

El RITE establece una escala según la funcionalidad de cada edificio, que debe alcanzarse para poder operar con normalidad. La categoría del IDA (Calidad del Aire Interior) será IDA 1 para hospitales, laboratorios y guarderías, con aire de óptima calidad. Las residencias de ancianos, en este caso, se encontrarían en IDA 2, buena calidad del aire, junto a museos, piscinas, oficinas o aulas de enseñanza.

Los sistemas de ventilación más adecuados para residencias de ancianos

Más allá de cumplir con las normativas, un centro geriátrico debe proporcionar a las personas mayores un ambiente de confort y salubridad. Diseñar el sistema de ventilación de estos lugares debe tener como objetivo el ayudar a estas personas a mejorar su sensación dentro del edificio.

Diferentes estudios han confirmado que la climatización y la arquitectura son grandes generadores de bienestar en las residencias de ancianos. Contar con sistemas de ventilación adecuados hará que experimenten una sensación hogareña y acogedora en estos centros.

Un buen ejemplo de sistema de ventilación que mejora la estancia en residencias de anciano es aquel que integra emisores de climatización con funcionamiento híbrido. Una bomba de aire – agua que se regula de forma automática e individual para emitir frío o calor según sea necesario.

Otra opción viable puede ser la utilización de radiadores de calefacción y refresco en estas residencias geriátricas. Además de aportar calor en invierno, reducen la temperatura en verano a contar con una instalación por encima del punto de rocío (aproximadamente 16º C).

Por último, existe la posibilidad de establecer emisores de tipo fancoil, que también se mueven entre el frío y el calor de una residencia de ancianos. La temperatura de agua sobre la que funcionan está entre 7º C y 16ºC, siendo esta la más recomendable para evitar la sensación de frío. Además, gracias a esta temperatura en el sistema de ventilación, se puede ahorrar hasta un 25% de la energía al no producirse condensación.

Lo más recomendable es optar por una solución que disponga de una climatización adecuada para todo el año. Con sistemas de ventilación así, se garantiza que la calidad del aire sea siempre óptima y la comodidad máxima, y que las residencias de ancianos se perciban como un verdadero hogar. Además, la factura energética agradecerá este cambio.

Como habrás visto, con los equipos y sistemas de ventilación aquí mencionados puedes mantener la temperatura de la residencia de ancianos más o menos constante en el tiempo. Se aporta así un ambiente cálido en los meses de invierno y dar un poco de frescor en verano, creando un entorno ideal para todos. Para cualquier duda, puedes ponerte en contacto con Air – in y te asesoraremos para mejorar tu proyecto.

Categorías
Blog

Los sistemas de ventilación también son para el otoño (y el invierno)

El otoño es una época del año que gusta a muchos y atrae decenas de sensaciones nuevas después del verano. Pero también puede ser un mal compañero para las complicaciones respiratorias, ya que pueden aparecer infecciones, inflamación o reacciones alérgicas.

Ya que no podemos configurar a nuestro antojo el aire del exterior, sí que te invitamos a que cuides el interior de tu casa. Para eso, nada mejor que un sistema de ventilación que funcione de la mejor manera. Además, no dejes pasar por alto algunos puntos importantes que te ayudarán a respirar mejor dentro de casa.

Trucos para una mejor calidad del aire en otoño

Aunque se suele escuchar que en primavera hay que hacer una gran limpieza intensiva, en otoño ocurre algo parecido. Ten en cuenta los siguientes consejos para disfrutar de la mejor calidad de aire dentro de tu vivienda:

  • Limpia las rejillas de ventilación de toda la casa.
  • Los sistemas de ventilación mecánicos y aires acondicionados suelen acumular mucho polvo.
  • Tanto los extractores del baño como las campanas de la cocina también deben limpiarse y revisar su funcionamiento.
  • Si contamos con un sistema de ventilación mecánica, lo mejor es cerrar las ventanas y dejar que actúe de manera automática. Lo mejor es la ventilación mecánica de doble flujo.
  • Si no tenemos un sistema de ventilación, abriremos las ventanas al menos media hora por la mañana y media por la tarde, especialmente cuando vayamos a hacer de comer o ducharnos con agua caliente.

Sistemas de ventilación disponibles en Air-in

Sistemas de ventilación E+

Con el sistema de ventilación E+ de Renson tendrás un elemento perfecto que se combina con una bomba de calor de aire o agua. Hace uso del calor generado por el aire de ventilación para la producción de agua caliente sanitaria. Por lo tanto, tendrás una solución inteligente para mejorar tu salud y conseguir una ventilación cómoda, además de proporcionar agua caliente a tu hogar y calefacción ambiental a baja temperatura.

Los sensores dinámicos del dispositivo analizan constantemente los niveles de CO2, humedad y VOC en el aire, para ajustar el nivel de ventilación. El sistema de ventilación E+ mantienen un suministro continuo de aire fresco a los espacios secos, además de descargar el aire contaminado de las habitaciones húmedas. En el núcleo del sistema, el extractor mecánico Endura recupera el calor del aire para su aprovechamiento.

Sistemas de ventilación D+

De manera similar, el sistema de ventilación D+ o Endura Delta combina la descarga de aire con el suministro de forma mecánica. Con el intercambiador de calor entre el aire contaminado y el recién suministrado, el consumo de energía se compensa encontrándonos con un ahorro sustancial en los costes de la calefacción. También estará las 24 horas al día midiendo los niveles de CO2, humedad y VOC (olores) en el aire, cambiando la intensidad de la ventilación en cada momento.

El sistema Endura Delta cuenta, además, con una aplicación asociada con la que podrás controlar todo lo que te interese. Conocerás a la perfección la calidad del aire en tu hogar, además de verificar el correcto funcionamiento de los sistemas de ventilación. Cuando llegue el momento de reemplazar los filtros, la app le mandará una notificación para que no te olvides. Recuerda que este proceso es esencial para un funcionamiento óptimo de tu sistema de ventilación.

Sistemas de ventilación C+

El sistema de ventilación C + se diferencia del sistema C tradicional en la descarga, que depende de la situación específica de ese momento. El suministro de aire sí se realiza de la misma manera, a través de rejillas de ventilación autorregulables. Para la descarga de aire contaminado, el sistema detectará si hay personas en una habitación determinada (y, por lo tanto, un alto contenido en CO2) o hay humedad y malos olores. Entonces, el nivel de ventilación aumentará para garantizar la descarga de aire contaminado.

Por el contrario, cuando no haya nadie en una estancia o detecte unos niveles favorables de humedad, la unidad de ventilación central funcionará al mínimo y, por lo tanto, se eliminará menos aire. Esto supone que la calidad del aire en tu hogar siempre será perfecta, optimizando el uso de la ventilación y ahorrando energía. Además, se trata de un sistema totalmente silencioso, que prácticamente no notarás que está en funcionamiento.

Categorías
Blog

Los sistemas de ventilación también son claves para el verano

Durante el verano, la mayor preocupación de todo el mundo es conseguir el fresco necesario en nuestras casas para combatir el calor. Los sistemas de climatización se vuelven los grandes aliados para sobrevivir a las altas temperaturas de la estación estival. Sin embargo, la preocupación sobre la calidad del aire que se respira se suele dejar a un lado.

Tener una casa bien ventilada ayuda a cuestiones muy importantes sobre la salud y, además, también eleva los niveles de confort. Durante el verano, los sistemas de ventilación también son importantes para conseguir un aire saludable, regulando aspectos como la humedad o la presencia de bacterias. Contar con este tipo de prestaciones también es de gran ayuda para soportar el calor.

Durante el verano se suele recurrir a aparatos de aire acondicionado que, además de aumentar el consumo eléctrico, no colaboran con la renovación del aire. Además, se suelen cerrar las puertas y ventanas de la estancia con el consiguiente efecto en el aumento de dióxido de carbono y en la aparición de olores.

Los edificios son fabricados con un sistema de aislamiento que ayuda a la climatización, pero evitan que la ventilación sea la correcta haciendo que el aire sea pobre en el interior. Esto puede traer problemas para la salud además de disminuyen los niveles de comodidad en el hogar.

Por eso, es especialmente recomendable tener un sistema de ventilación como alternativa para mantener un correcto flujo del aire con los niveles de CO2, VOC y humedad totalmente controlados. Además, estos sistemas usan las últimas tecnologías para conseguir un uso inteligente, adaptando su funcionamiento a las necesidades de renovación del aire de cada habitación de la casa.

Los sistemas de ventilación más avanzados pueden extraer el aire de las zonas más húmedas con lo que se consigue una sensación térmica de menor calor. También proporcionan aire fresco para las estancias que tienen un ambiente más seco.

Los sistemas de ventilación ayudan a mantener una temperatura ideal en verano

Los sistemas de ventilación también ayudan a mantener un ambiente perfecto para soportar el verano. Para ello cuentan con lo que se conoce como un recuperador de calor que mediante el intercambio térmico extraen el calor del aire. De esta manera se consigue una temperatura constante sin grandes picos de frío. La sensación térmica que se consigue es constante y muy agradable.

Gracias a los filtros que existen en los sistemas de ventilación, también se consigue un aire libre de virus y bacterias. Estos equipamientos están pensados para que los hogares sean sitios donde se cuida la salud de todos los ocupantes.

Además de ayudar a la climatización que necesitas durante el verano, los sistemas de ventilación se caracterizan por hacer un uso de la energía eléctrica más sostenible. El calor extraído se puede usar con otras finalidades como la obtención de agua caliente sanitaria. Con esto se consigue que las casa lleguen a niveles de eficiencia muy elevados.

El ahorro energético provoca una reducción en facturas de suministros que seguro es bien recibido por cualquier hogar. También se contribuye con la reducción en la emisión de gases contaminantes.

Si se quiere conseguir una temperatura agradable y constante durante el verano, los sistemas de ventilación son la mejor manera de conseguirlo.

Con los sistemas de ventilación Air-in conseguirás que las últimas tecnologías estén al servicio de tu hogar. Consigue el ambiente fresco y saludable que necesitas para tu casa. Disfruta del verano consiguiendo evitar el calor sin necesidad de acudir a los fríos más extremos.

Categorías
Blog

La importancia de un buen sistema de ventilación en tiempos de Covid

Disponer de un adecuado sistema de ventilación ha demostrado ser una de las formas más efectivas de luchar contra la propagación de la covid-19 en interiores. El virus se trasmite por el aire en forma de aerosoles, de ahí que ventilar se haya convertido en un gesto tan sencillo como importante.

Sin embargo, no se trata solo de ventilar, sino de hacerlo correctamente. Y en esa cuestión hay que tener en cuenta, especialmente, la tipología de la construcción. Cuando no existe un sistema de ventilación mecánica es imprescindible que el inmueble cuente con ventanas que se puedan abrir para renovar el aire interior y, siempre que sea posible, crear corrientes que fuercen el movimiento del aire.

La eficacia de los sistemas de doble flujo de aire

Un sistema de ventilación natural basado simplemente en puertas y ventanas cumple con esa función de renovación del aire. Sin embargo, para que sea realmente efectivo, es necesario que las ventanas permanezcan abiertas el tiempo suficiente, permanentemente si el nivel de ocupación de las estancias es elevado o hay personas de distintas unidades familiares en el caso de viviendas.

Por lo tanto, esa ventilación natural, aunque eficaz, sencilla y económica, no contribuye en exceso a la comodidad interior, ya que repercute negativamente a la hora de mantener una temperatura que pueda considerarse de confort.

Hay una forma eficiente de conseguir una adecuada renovación del aire interior sin tener que sacrificar la comodidad: los sistemas de ventilación de doble flujo de Air-in. Y no solo no se sacrifica esa sensación de bienestar que proporciona una temperatura agradable, sino que se consigue una óptima purificación del aire con un consumo energético mínimo.

El funcionamiento de estos sistemas puede variar. Los más sencillos permiten la entrada de aire limpio a través de rejillas regulables y, gracias a unos detectores de CO2, cuando perciben aire viciado en una estancia, fuerzan el nivel de ventilación para que el flujo de aire sea mayor y una unidad interior de drenaje descargue el aire contaminado.

En otros casos, esos sistemas de ventilación se combinan con bombas de calor o calderas que recuperan el calor del aire extraído para la producción de ACS o para climatización. Son sistemas que fuerzan flujos de aire en el interior que ayudan a mantener un ambiente saludable, a la vez que se consigue una adecuada climatización.

Pero es importante no confundir un sistema de ventilación de este tipo con otros de climatización convencionales. La diferencia está en la renovación del aire. Uno de doble flujo extrae aire limpio del exterior y expulsa el viciado. Sistemas como los de aire acondicionado convencionales tan habituales en hogares, por lo general, mueven el aire, no lo renuevan.

La ventilación en otros espacios

Todo lo relacionado con la calidad de aire en lugares de uso público o de gran afluencia se complica de manera importante. En ellos no basta con un buen sistema de ventilación, sino que este debe cumplir con toda una serie de requisitos básicos para que sea realmente eficaz contra el coronavirus y debe funcionar de una forma adecuada.

En estos casos, es esencial que se trate de sistemas de ventilación forzada que aporten la máxima cantidad posible de aire exterior. La recomendación es de, al menos, un caudal de mínimo de 12,5 l/segundo y ocupante. Pero eso no sería suficiente, los equipos deben funcionar mientras los inmuebles permanezcan abiertos u ocupados, pero también un tiempo antes de la apertura y después del cierre. Solo de esa manera se asegura una buena calidad del aire.

Cuando no existe posibilidad de aprovecharse de la ventilación natural, independientemente del tipo de construcción o de su uso, es imprescindible asegurarse de que se consigue renovar el aire interior por otros medios. Hoy en día es posible encontrar e instalar un sistema de ventilación de doble fluyo o mecánico sin grandes complicaciones. Y no hay que retrasar la decisión ni escatimar en la inversión, más que nunca, es una cuestión de salud básica.

Categorías
Sistemas de ventilación

Sistema de ventilación C+

Categorías
Sistemas de ventilación

Sistema de ventilación D+

Categorías
Sistemas de ventilación

Sistema de ventilación E+

Este sitio web utiliza cookies para garantizar que obtengas la mejor experiencia en nuestro sitio web.

× ¿Necesitas ayuda? Available from 08:00 to 19:00